domingo, 9 de mayo de 2010

MIlicias revolucionarias o mercenarias: el venezolano lo que quiere es trabajo

Durante la realización de la asamblea comunitaria del Pelotón “Dolores Ibarruri-La Pasionaria” de las Milicias Bolivarianas de la tercera edad en la Parroquia 23 de Enero se presento un interesante debate sobre las implicaciones del anuncio del Comandante Presidente de aumentar en 40% el sueldo a los integrantes de las Fuerzas Armadas Nacionales.

Don Ramón jefe del escuadrón de los bloques de Montepiedad y José el taxista de 82 años representante de el escuadrón de la Silsa, sostenían que el aumento anunciado en el Alo Presidente numero 356 trasmitido desde Mantecal Estado Apure, les correspondía también a todos los camaradas miembros de las Milicias Populares Bolivarianas; ya que, la nueva Ley Orgánica de la Fuerza Armada Bolivariana contempla la creación de las milicias nacionales y en consecuencia las mismas son parte estructural del componente armado y sujeto de todos los beneficios decretados por el gobierno.

Es importante resaltar argumentaba José el taxista, que esta ley fue aprobada el pasado mes de octubre de 2009 y tiene como objeto establecer los principios y disposiciones que rigen la organización, funcionamiento y administración de la Fuerza Armada en el marco de la corresponsabilidad entre el Estado y la Sociedad. Todos los presentes en el acto se pusieron de pie y aplaudieron a los camaradas Ramón y José por haber interpretado fielmente el sentimiento de las milicias de acceder al aumento salarial anunciado por el Presidente.

El Comandante cubano impuesto desde el Alto Mando Militar por Ramiro “el carnicero” Valdés de inmediato tomo la palabra para desmentir y refutar a los jefes de pelotón que lo antecedieron en la palabra, señalando que las milicias son voluntarias y se basan en la conciencia y moral revolucionaria. El valor al que se debe aspirar es al Honor de defender la Patria y al Comandante Presidente, Jefe Supremo y celestial de todos los venezolanos. Pensar en valores monetarios además de degradante es entregarse a los valores del capitalismo. Recordemos las palabras de nuestro sabio líder “ser rico es malo”.

La sargento Juana del sector La Cañada le respondió diciéndole: Que va mi amor, bien lejos contigo. Eso será en Cuba, aquí es otra vaina. Tú crees que me voy a calar los dolores de espalda que me producen las marchas que convoca el presidente solo por amor al arte sin paga alguna. Estas equivocao, el motrin y el ibuprofeno están muy caros para pagarlos con lo poco que recibo de pensión. Así que bájate de la mula o chao pescao contigo.

Petra la Teniente de Propatria tomo la palabra para explicar que la Constitución de la Republica y la Ley Orgánica del Trabajo eran muy especificas en el establecimiento de el Derecho Universal que consagra que a “Igual trabajo, Igual salario”. Reparto alimentos en Mercal al igual que los del Ejercito, cuido centros electorales y amenazo a los ciudadanos electores para que voten por los candidatos del presidente, al igual que lo hace el Plan Republica, desfilo igualito que el ejercito, la armada o la aviación, acompaño a la Policía Militar en la persecución y encarcelamiento de los carniceros, constituimos con la Guardia Nacional un solo cuerpo para reprimir a los estudiantes y a los escuálidos oligarcas de la oposición. Además usan mi foto con un fusil, por cierto mas pesao que el carajo en la propaganda del gobierno….Entonces, a la hora del Te me van a negrear con ese discursito de Moral y Honor pa mi y billete pa los demás…No joda.


Propongo que se respete la igualdad en la distribución y asignación de los aumentos salariales a todo el componente militar incluyendo a las milicias. Si lo niegan que nos llamen desertores pero, a esta farsa de las milicias populares no venimos más.

La aprobación de la propuesta fue unánime, hasta el cubano se hizo el pendejo y voto a favor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario